lunes, 4 de agosto de 2014

El cierre de Studio Ghibli será temporal

Según las últimas informaciones, solo se estaría haciendo una reestructuración

La noticia del cierre de Studio Ghibli ha sacudido fuertemente a todos sus seguidores y ha trascendido más allá (llegando incluso a los trending topics de Twitter), pero la esperanza es lo último que se pierde. Según informaciones de última hora por parte del portal de referencia francés Catsuka, en la entrevista que ha concedido Toshio Suzuki a la televisión japonesa hoy mismo, no ha cerrado la puerta a que Studio Ghibli pueda seguir produciendo películas en un futuro, y sus palabras podrían haberse tergiversado.


Las informaciones desde Japón siempre son confusas por la dificultad del idioma, por eso tomamos con cautela cualquier cosa y solo podremos decir que Studio Ghibli cierra sus puertas cuando ellos lo confirmen oficialmente. Mientras, os lo contamos todo.
El caso es que sí, Suzuki anunció, de alguna manera, que el Studio Ghibli deja de producir largometrajes de animación. Pero no definitivamente. El anuncio no es casual: lo hacen dos semanas después del estreno de su nueva película, Omoide no Marnie, cuyas primeras recaudaciones no han sido especialmente buenas como para salvar la situación. Pero esa no es la única razón.


Había ya varias pistas últimamente como para intuir que en Studio Ghibli podía haber un terremoto interno: la retirada de Hayao Miyazaki en septiembre de 2013 dejaba al estudio descabezado y sin un líder en el que sustentarse. El otro fundador, Isao Takahata, con 78 años daba prácticamente por finiquitada su carrera tras despedirse con el estreno de La leyenda de la Princesa Kaguya, en noviembre de 2013. Además, su elevadísimo coste de producción sumado al escaso rendimiento que tuvo en taquilla, hirió de muerte el proyecto de continuidad de la compañía. Y, finalmente, el propio Toshio Suzuki, en marzo de 2014, anunció que también dejaba su cargo. Los tres fundaron Studio Ghibli en 1985, y los tres eran la brújula de la empresa.


Por otro lado, Studio Ghibli es de los pocos estudios de animación en Japón que tienen una plantilla de trabajadores fija. Es decir, se hicieran o no películas, hiciera falta un tipo de personal u otro, ellos cobraban un sueldo todos los meses, algo insostenible para casi cualquier empresa de este tipo, pero que las titánicas cifras de recaudación de las películas de Miyazaki y, en menor medida Takahata, lograban estabilizar en una idea casi utópica que sin embargo a Ghibli le ha funcionado todos estos años, desde que se instauró este tipo de sistema tras realizarse Porco Rosso en 1992.


Sin Miyazaki ni Takahata en el estudio, no tiene sentido una plantilla fija que consume todos los recursos económicos. Aquí entra la confusión en las palabras de cierre pronunciadas hoy por Suzuki, pues lo que realmente ha dicho, tal y como informan Catsuka y Deculture, y que ya había planteado semanas antes incluso, es el cambio en la forma de producir películas de Studio Ghibli. Un descanso para replantearse la situación y volver a los orígenes, cuando Ghibli no tenía asegurada su continuidad y se la jugaba cada vez que hacía una nueva película. Con esto se vuelve al sistema anterior a Porco Rosso, en el que cada película tiene su propio comité y equipo de producción bajo la marca de Studio Ghibli, pero como trabajadores independientes o freelance, y no ya con los trabajadores fijos que estaban ahí pasara lo que pasara. Se quiere pagar a los que trabajen en cada obra por esa obra, y no por pertenecer a la nómina de Studio Ghibli, que además era bastante numerosa. Por ese lado, cae un poco la utopía de un Studio Ghibli autosuficiente, que se nutría de su propia plantilla a la contra de la industria, donde las películas se realizan (y se pagan) por obra, no por pertenecer a un estudio en concreto. Y, al finalizar esa obra, se disuelven para embarcarse en otros proyectos.


Por ahora, en ese descanso que Suzuki dice que se darán, se centrarán en la concesión de licencias a la espera de ver cómo funcionan con el nuevo sistema y cómo pueden llevar a cabo de nuevo proyectos propios. Mientras tanto, no anunciarán nada.
Suzuki también mencionó en su momento que el futuro del estudio pasaba por el estreno, el pasado 19 de julio, de la nueva película When Marnie was there (Omoide no Marnie), dirigida por Hiromasa Yonebayashi, que ya había debutado en 2010 con Arrietty, aunque tutelado por Hayao Miyazaki. Esta vez, se le ha entregado una mayor libertad a Yonebayashi y no parece haber resultado mal, según las primeras críticas. Sin embargo, sus resultados en taquilla no están siendo demasiado esperanzadores, pese a no ser malos del todo. Debutó en tercer lugar, y en su segunda semana se ha mantenido ahí. A estas alturas, salvo Kaguya, el resto de películas de los últimos años habían recaudado más.


Ghibli mantendrá un pequeño equipo para los proyectos personales de Hayao Miyazaki como puedan ser cortometrajes para el Museo Ghibli, o preparación de exposiciones. También seguirá en funcionamiento el departamento "Momonoma", que dirige el animador Yoshiyuki Momose y que suele realizar trabajos para anuncios publicitarios y videoclips. Estos ya eran freelance antes, así que no notarán ningún cambio.
El anuncio es triste, sí. Studio Ghibli podría estar preparando su disolución, también. Pero, a día de hoy, la realidad es que en Ghibli van a buscar reorientar su negocio para ver si hay viabilidad a su proyecto.


Studio Ghibli pierde también hoy algo muy importante, y es todo ese personal de la plantilla fija lleno de talento y que a lo largo de los años ha aprendido trabajando directamente en las películas de Hayao Miyazaki e Isao Takahata. Realmente la intención inicial es que, de ese grupo de animadores cuyo estilo y enseñanzas ya habían adquirido, saliera el futuro de un estudio continuista en la idea de sus fundadores. Pero parece que hubo un error de cálculo: ni Hayao Miyazaki es eterno para sacar las castañas del fuego a los demás, ni se puede "crear" a un nuevo Miyazaki, por muy bien que se le enseñe y por muchos años que aprenda codo con codo con el maestro. El talento natural es innato. La genialidad también. Habrá otros genios, pero no habrá otro Hayao Miyazaki.


Cabe recalcar que la palabra que más ha repetido Toshio Suzuki en la entrevista de hoy ha sido "reestructuración" y en ningún caso "desaparición" o "cierre de puertas", como apuntan en Deculture. La decisión es la de cesar temporalmente de hacer largometrajes mientras se reestructuren, con vistas a volver a intentarlo.
No olvidemos que Studio Ghibli se inició en 1985 con un proyecto que era poco menos que un castillo de naipes: a la mínima, podía caer. Ahora Ghibli vuelve a los orígenes e intentará seguir haciendo lo que mejor sabe hacer: convertir los sueños en imágenes.



_____________________________________________





·   ·   ·
sigue en...




.

10 comentarios:

Sakuranko dijo...

Muchas gracias por la información la noticia de que el estudio cerraría me deprimio bastante.

Costy dijo...

Entiendo que esta noticia sea recibida con pena pero personalmente creo que cuando una persona es capaz de llevar un ideal a la realidad no es por casualidad, es porque es especial y quiere realmente lo que está haciendo por sobre la recompensa monetaria y cuando llega el momento de dejar ese ideal en nuevas manos, tarde o temprano pierde el espíritu de su creador y solo se convierte en una máquina de generar dinero sin ningún respeto a los ideales que lo crearon y me daría mucha pena ver al Studio Ghibli terminar así. Creo que el cine de Miyazaki y Takahata es precioso, pero en los trabajos de la "generación de relevo" no logro ver nada especial más allá del mismo estilo de dibujo usado en las películas de los maestros. No quiero ver un Studio Ghibli prostituido y me alegra poder decir gracias Takahata, gracias Miyazaki, gracias Kondo, gracias Suzuki, gracias a todos los que los ayudaron a entregarnos su maravillosa visión, gracias por retirarse a tiempo.

Abrazote estrangulador a todos :)

Hugo Alcalá Morillas dijo...

Una triste noticia, Álvaro. Sólo nos queda disfrutar de estos casi 30 años de Ghibli, y esperar que nos sorprendan en un par de años. ¡Todo llega con el tiempo!

河曲勝人 - Kawano Katsuhito dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
河曲勝人 - Kawano Katsuhito dijo...

Ojalá esta matización sea cierta y no perdamos la esperanza de volver a ver en el futuro más largometrajes encabezados por el logotipo de Totoro, aunque tenga que ser a medio-largo plazo. Sería muy triste que se disolvieran completamente, y el mundo de la animación sin Ghibli ya no volvería a ser lo mismo.

Anónimo dijo...

Una reestructuracion no tiene porque ser una mala noticia. El hecho de que no cuenten con una plantilla fija, sino que la contraten solo para llevar a cabo un nuevo proyecto, tampoco es una mala noticia, obviamente si para los trabajadores, pero no para el estudio ya que podran contratar a otros tecnicos y directores que no sean de la casa y que puedan aportar novedades y talento. Con esto no quiero menospreciar a los actuales trabajadores, pero supongo que esta medida, ademas de ahorrar costes, permitira flexibilidad a la hora de contratar nuevos talentos. Un ejemplo el director Momuro Hosoda, un exGhibli, cuyas peliculas son impresionantes. El hecho de que el estudio haya perdido a sus fundadores, que son el alma de Ghibli, ha dejado un buen equipo pero sin direccion y sin alma, y esta situacion hay que reconducirla.

Dicho esto me temo que la situacion sea el preludio de un cierre definitivo. No solo lo digo por las palabras del maestro Miyazaki recogidas en este enlace http://www.deculture.es/2014/08/03/studio-ghibli-cierra-reestructuracion/ que me parecen definitivas.

No se, espero sinceramente equivocarme.

Neovallense dijo...

Esperemos que la situación llegue a buen puerto y que el estudio sobreviva y nos ofrezca muchas más películas de calidad...

Francis dijo...

Nyaaaaa... TT.TT Ojalá que no cierren definitivamente. Un mundo en el que Ghibli tiene que cerrar mientras estudios norteamericanos productores de bazofias se hacen de oro no puede ser bueno TT.TT Esto no puede estar pasando TT.TT Ay, que me da algo >.<

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Unknown dijo...

genial reportaje de una triste noticia

Publicar un comentario

¡Comenta!